mié. 11 septiembre, 2019 17:36

Afectados por ataques en lago Lanalhue aseguran que informaron riesgos hace meses

Los afectados por la violencia rural al sur de la provincia de Arauco, aseguran haber avisado a las autoridades meses atrás, de los riesgos de ataques incendiarios, los que dejaron un saldo de tres cabañas destruidas en la ribera sur del lago Lanalhue, la madrugada de este martes.

De acuerdo a BioBioChile, se reunieron durante este miércoles para expresar su malestar y emplazar al Gobierno y a los organismos investigadores, para que se entregue algún tipo de solución al clima de violencia que viven regularmente, la que, según señalaron, pone en peligro no solo lo material, sino que también sus vidas.

Además, los afectados descartaron ser personas millonarias, como dicen que se les califica, agregando que son personas de esfuerzo y que han vivido en el lugar durante mucho tiempo, por lo que sus viviendas no corresponderían a sitios de veraneo.

En cuanto al ataque incendiario, explicaron que la posibilidad de que ocurriese ya había sido informada a las autoridades a mediados de año. Solange Etchepare, presidenta de la Agrupación Paz y Diálogo Bío Bío, acusó que no fueron tomados en cuenta mayormente, en ese momento.

“(La información) la traspasamos a las policías, a las fiscalías, al Gobierno, a la ANI y al Ministerio del Interior; y todo lo que está pasando aquí en el lago Lanalhue fue informado por lo menos hace seis meses a la Fiscalía y hace dos meses al ministro del Interior”, señaló Etchepare, quien también es prima del dueño de una de las cabañas destruidas, consignó el medio citado.

En este marco, emplazó a Andrés Chadwick a visitar la zona, argumentando que necesitan de su presencia para que se resuelva el tema, pues “nosotros no necesitamos estar mandando información a Santiago, teniendo que nosotros viajar a pedirle ayuda”.

Además de las pérdidas materiales y el temor de los habitantes de la zona sur de la provincia de Arauco, existiría un impacto económico negativo en el comercio, explicó Carlos Silva, presidente de la Cámara de Comercio y Turismo de Cañete.

“Las Pymes afectadas por este tema no están produciendo, todo lo contrario, están con problemas de déficit, de lucas y están cerrando, dejando a la gente cesante porque no pueden mantener su trabajo”, explicó Silva según BioBioChile, agregando que el problema se ha extendido a Tirúa y Contulmo.

Por su parte, el empresario Gerardo Ulloa, dijo que ha debido detener sus faenas de pequeñas empresas forestales por las pérdidas que ha sufrido, precisando que “tenía empresas, forestal y de transporte, y por los conflictos fui asaltado, quemado, robado. Se llevaron camionetas, se llevaron todas las cosas que estaban en mi casa”.

Ulloa aseguró que quedó con una deuda de 70 millones de pesos al Banco de Chile, la que no pudo pagar. Ahora, el banco está embargando su casa y “resulta que ahora lo pierdo todo porque no tenemos ley”.

El empresario también tuvo palabras duras para el Gobierno: “no sé qué pasa, no sé si somos sus compatriotas o no, pero la verdad yo me siento muy mal y lo único que pido es que el Gobierno tome caso en el asunto”.

Los afectados señalaron, finalmente, que no se trata de ataques a un grupo determinado de personas, sino que los daños afectan de manera transversal a quien quiera que sea el objetivo de los sospechosos, mientras estos siguen libres y sin ser identificados.

comparte

Comentarios

Otros programas

Más Programas