lun. 30 marzo, 2020 16:23

Presiente Piñera promulgó “Bono Covid-19

Luego que el viernes el Senado ratificara por 31 votos a favor, 4 en contra y 2 abstenciones el informe de la Comisión Mixta que resolvió las discrepancias surgidas entre ambas cámaras, este lunes el presidente Sebastián Piñera promulgó la ley denominada “Bono Covid-19”.

La medida beneficiará a familias vulnerables y Pymes; y las ayudará a mitigar los impactos económicos de la pandemia que afecta a Chile y el mundo.

Las propuestas forman parte del Plan de Emergencia presentado por el Gobierno para enfrentar la crisis, que significará la inyección de US$11.750 millones.

“La pandemia del coronavirus es la amenaza sanitaria más grande que ha debido enfrentar el mundo y Chile en los últimos 100 años. Para enfrentarla con éxito no basta con la labor del Gobierno. Se requiere también la colaboración de toda la sociedad y de todas las personas”, expresó el jefe de Estado.

En esa línea, aseguró que el Ejecutivo no dejará solas a las familias chilenas ni a los trabajadores.

De esta forma -agregó Piñera- el Gobierno intenta ayudar a todas las personas vulnerables afectadas por la crisis.

“En efecto, los desempleados y los que vean sus contratos de trabajo suspendidos tendrán acceso a los beneficios del seguro de desempleo. Los trabajadores con ingresos hasta 380 mil pesos tendrán acceso a los beneficios del Ingreso Mínimo Garantizado”, explicó.

Las personas sin ingresos formales tendrán “acceso al bono contemplado en el proyecto de ley que hoy promulgamos”, dijo el Presidente. En tanto, los trabajadores a honorarios tendrán derecho a devolución anticipada de sus impuestos.

Bono de apoyo a los Ingresos Familiares (Bono Covid-19)

Se entregará un bono para los grupos más vulnerables del país, definidos de la siguiente manera:

-Para los beneficiarios del Subsidio Único Familiar (SUF) se asignarán $50.000 por carga, lo que implica la entrega de 2.069.653 bonos.

-Para los beneficiarios del Subsistema de Seguridades y Oportunidades se asignarán $50.000 por familia, lo cual significará la entrega de 98.999 bonos.

Además, se entregará un bono de $50.000 por familia, para aquellas que integren un hogar del 60% más vulnerable y que no sean beneficiarias de los subsidios antes descritos, ni del subsidio de asignación familiar o maternal, ni de alguna pensión del régimen de seguridad social. Esto se reflejará en la entrega de 663.820 bonos.

En total, se entregarán 2.832.472 bonos de $50.000, los cuales beneficiarán a 1.602.693 personas. El costo de la medida es de aproximadamente US$167 millones.

La fecha de pago de cada bono deberá ser determinada vía decreto por el Ministerio de Hacienda dentro de los diez días de publicada la Ley.

Aporte de capital de US$500 millones para BancoEstado

Esta medida permite al Ministerio de Hacienda capitalizar el BancoEstado en US$500 millones. Además, se establece que, en un plazo de 12 meses, el BancoEstado deberá informar del destino de los recursos y los criterios en que fueron asignados.

Protección del Empleo

El presidente Piñera también comentó una serie de medidas para proteger el empleo en Chile. En esa línea, detalló que cuando el trabajador, en el marco de esta emergencia, deba permanecer en su hogar sin posibilidad de realizar sus labores a distancia (teletrabajo), se permitirá la suspensión temporal de sus funciones en la empresa, así como el pago de sus remuneraciones por parte de su empleador.

En estos casos, se mantendrá el vínculo contractual y todos los derechos laborales, pero el trabajador pasará a recibir ingresos desde el seguro de cesantía de acuerdo con las reglas de uso vigentes.

“Por su parte, el empleador mantendrá la obligación de pagar las cotizaciones previsionales y de salud del trabajador”, precisó el Gobierno en una minuta.

Para garantizar la sostenibilidad del fondo de cesantía solidario, el Fisco entregará, a medida que éste lo requiera, hasta US$2.000 millones de dólares.

Por otra parte, añadió el Ejecutivo en una minuta, “el proyecto permite pactar la reducción de la jornada laboral en hasta un 50%, permitiendo que el fondo solidario del seguro de cesantía complemente los ingresos del trabajador para que estos no caigan bajo el 75% de su renta”.

Estas dos medidas, aplicadas en forma conjunta, buscan evitar que se destruyan empleos al tiempo que se mantiene el vínculo y los derechos laborales del trabajador, y se asegura una fuente de ingreso extraordinaria mientras dure esta situación de emergencia.

Medidas de liquidez para el sistema productivo y empresas

Piñera, en el punto de prensa en que oficializó este estatuto, añadió también que se aplicará la suspensión de los pagos provisionales mensuales (PPM) del impuesto a la renta de empresas por los próximos 3 meses.

“Esta medida permitirá inyectar liquidez a 700 mil empresas por hasta US$2.400 millones en los próximos 3 meses”, indicó.

Asimismo, se aplicará una postergación del pago del IVA de los próximos 3 meses para todas las empresas con ventas menores a UF 350.000, posibilitando su pago en 6 o 12 cuotas mensuales a tasa de interés real cero, dependiendo de su tamaño. Esto permitirá inyectar liquidez por hasta US$1.500 millones a 240.000 empresas durante el segundo trimestre.

Para mantener la liquidez para el sistema productivo, además se considerará lo siguiente:

-Suspensión de los pagos provisionales mensuales (PPM) del impuesto a la renta de empresas por los próximos 3 meses. Esta medida permitirá inyectar liquidez a 700 mil empresas por hasta US$2.400 millones.

-Postergación del pago del IVA de los próximos 3 meses para todas las empresas con ventas menores a UF 350.000, posibilitando su pago en 6 o 12 cuotas mensuales a tasa de interés real cero, dependiendo de su tamaño. Esto permitirá inyectar liquidez por hasta US$1.500 millones a 240.000 empresas durante el segundo trimestre.

-Anticipación de la devolución de impuesto a la renta que corresponde a las Pymes: las empresas Pyme recibirán su devolución en el mes de abril. Esto permitirá entregar mayor liquidez a más de 500 mil empresas (ventas hasta UF 75.000 anuales) por US$770 millones.

-Postergación hasta julio de 2020 del pago de impuesto a la renta de las Pymes de acuerdo con lo que declaren en la operación renta de abril próximo. Esto les significará liberación de recursos en caja por US$600 millones a 140.000 Pymes.

-Postergación pago de contribuciones de abril para empresas con ventas inferiores a 350.000 UF y para personas con propiedades con avalúo fiscal inferior a $133 millones. La contribución postergada será pagada en tres cuotas, junto con las siguientes tres cuotas de contribución, aplicándose una tasa real de interés 0%. Esto involucra movilizar recursos por US$670 millones. El fisco compensará los menores ingresos municipales transitorios.

-Medidas de alivio para el tratamiento de deudas tributarias con la Tesorería General de la República focalizadas en las Pymes y personas de menores ingresos: se otorgará flexibilidad para celebrar convenios de pago de deudas tributarias con TGR, sin intereses, ni multas.

En contexto de lo anterior, todos los gastos de las empresas asociados a enfrentar la contingencia sanitaria serán aceptados como gasto tributario; y se otorgarán mayores flexibilidades en los plazos para presentar declaraciones juradas asociadas a la operación renta de este año.

Por último, habrá una aceleración de pagos a proveedores del Estado: se pagarán a principios de abril al contado todas las facturas emitidas al Estado y pendientes de pago, generando liquidez inmediata por US$1.000 millones, aproximadamente. A su vez, toda factura que se emita en adelante al Estado será pagada antes de 30 días (US$500 millones mensuales). Esta es la primera etapa de la agenda pago centralizado.

comparte

Comentarios

Otros programas

Más Programas