dom. 27 septiembre, 2020 09:18

Aumentan consultas por dolores de cabeza: conoce los tipos de cefaleas y cuándo consultar un médico

Debido a la pandemia del COVID-19, las consultas por dolores de cabeza aumentaron. Según explicó Beatriz Arteaga, directora de la Escuela Técnico Nivel Superior de Enfermería de la Universidad de Las Américas, las cefaleas corresponden a las primera causas de consulta ambulatoria, tanto en especialidad de neurología como en medicina general en el país.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), hace varios años ha descrito que la migraña es una de las cefaleas más frecuentes a nivel mundial y está dentro de las 20 enfermedades más incapacitantes que puede tener una persona, dado que se produce un deterioro en la calidad de vida al tener un dolor de cabeza. Existe un impacto importante en el funcionamiento de la vida laboral y social de las personas y muchas veces requiere de reposo en cama en los periodos de crisis”, explicó la especialista.

Arteaga comentó que en 1988, “la Sociedad internacional de dolor de cabeza crea un sistema de clasificación que ha sido periódicamente actualizado y que actualmente permite ser una guía y aunar criterios para describir tanto el diagnóstico como el tratamiento de los dolores de cabeza”.

Dentro de esta clasificación, según la enfermera de UDLA, están las cefaleas primarias, que corresponden a un 60% del total de las consultas de urgencia, y la secundarias, que son el 40% restante.

Según explicó, “las primarias no son síntomas de otras enfermedades, sino que por sí solas son una enfermedad. Y en esta encontramos las 3 más características: la cefalea tensional, la migraña y la cefalea en racimo o autonómica por dolor del trigémino facial“.

“Y las secundarias, obedecen principalmente a otra causa de base, entonces estas cefaleas son síntomas de una enfermedad neurológica, una malformación vascular, una enfermedad metabólica, hematológica, dental o incluso infecciones y fiebre”.

Cefaleas primarias

1.- Cefalea tensional

“Nos atañen en este minuto por la pandemia”, dice Arteaga, enfatizando en que “es la más frecuente, ocupa el primer lugar. Tiene ciertas características bien particulares, porque si bien es cierto es de intensidad leve a moderada, es menos capacitante“.

A su vez, detalló que “el dolor es en toda la cabeza, es opresivo, que generalmente se acompaña de dolor de cuello y dolor muscular peri craneal. Se da por distintas situaciones a las que la persona está sometida, principalmente a estrés”.

2.- Migraña

Es una cefalea menos frecuente que la tensional, “pero es de mucha mayor intensidad en dolor, es más frecuente en las mujeres que en los hombres. La diferencia con la tensional es que es unilateral, es decir, de un solo lado de la cabeza. Tiene características de ser pulsátil, no opresiva; generalmente se acompaña de náuseas, vómitos, intolerancia a ruidos y luz”.

“Generalmente se desencadena por episodios de estrés o ansiedad, cambios en el patrón de sueño-vigilia, cambios hormonales, ayunos prolongados, por algunos olores; también con comidas estimulantes (como chocolate, queso, comida china muy condimentada, café, tomate, calor excesivo y la deshidratación).

dolor de cabeza

Pexels (cc)

3.- Cefalea del trigémino facial

“Es una cefalea principalmente por dolor del nervio trigémino en la área facial, que tiene características bien definidas y es de más corta duración. Tiene síntomas autonómicos ipsilaterales, que tienen que ver con la inflamación del nervio trigémino, como inyección conjuntival (cuando se pone el ojo coloradito), hay lagrimeo, congestión nasal, sudoración de cara o frente, hay miosis o caída de párpado y podría haber inquietud y agitación en la persona”, detalló.

Cuando consultar a un profesional

La profesional de UDLA dijo que “las personas que sufren de dolor de cabeza deben considerar para consultar o no el tiempo de evolución del dolor de cabeza, la localización -si es solamente una parte del cráneo o es total, si es frontal o hacia atrás; las característica, si son pulsátiles, opresivas, punzantes; la frecuencia en que se dan las crisis; la intensidad del dolor, si permite realizar actividades de la vida diaria o es incapacitante y severo; los síntomas que acompañan el dolor de cabeza, si hay fiebre, vómitos, náuseas, intolerancia al ruido o luz; y si ha habido o no algún uso de fármacos”.

“La pandemia ha sido una constante situación de estrés para todo el grupo familiar y por cierto que ha generado tensión no solamente en las áreas laborales, sino también en las actividades de la vida diaria de todos los integrantes, por lo tanto, tenemos que estar muy atentos a las características de los dolores de cabeza y a consultar prontamente si éstas han sido intensas, se prolongan en el tiempo y no ceden ante el tratamiento con un analgésico menor o ante disminuir los factores desencadenantes”, detalló Arteaga.

Tratamiento preventivo

Finalmente, la profesional destacó que podemos tomar medidas para prevenir las cefaleas.

Entre ellas están: “Mantener una buena hidratación y alimentación diaria; mantener sueños de reposo y de descanso adecuados”.

También destacó “la importancia de la higiene del sueño; un reposo o un sueño reparador genera menos probabilidades de tener cefalea en el día”.

comparte

Comentarios

Otros programas

Más Programas